Monstruita sigue sin nadar nada de nada

O sin nadar nada, mejor dicho. Pero qué esperábamos, si aún no tiene los ocho meses… Y sin embargo, ¡se mueve!
Porque va haciendo progresos en esto de la natación para bebés. Yo, que no tenía ni idea de cómo iba, voy comprobando que:
  • Ya se agarra al bordillo, sin que tenga que sujetarla yo.

  • Las aguadillas inmersiones ya no la sorprenden tanto.

  • Le encanta tirarse desde el bordillo. Obviamente, como ni gatea ni camina, se tira sentada (aunque soy yo la que le arrastra al agua agarrándola de los brazos).

Pero…
  • Sigue tragando de agua de vez en cuando, y tosiendo en consecuencia. Aún no sabe que el agua de la piscina está asquerosa.

  • Sigue tiesa como una tabla en el agua.

  • Aún no repta por la plataforma de gomaespuma, le sigue resultando extraña.
Y lo más importante, se lo sigue pasando bien en el agua.

Tampoco pasa frío ya. Se supone que la temperatura del agua de una piscina para bebés debería estar a 30º C como mínimo. La realidad es que el Decreto 80/1998, de 14 de mayo de la Comunidad de Madrid no dice nada al respecto, y se queda en un genérico

La temperatura del agua del vaso oscilará entre los 24 y 28 grados centígrados, según su uso, y la temperatura ambiente será superior a la del agua en 2 ó 4 grados centígrados, como máximo, contando con las instalaciones necesarias para la renovación constante del aire del recinto. La humedad relativa del aire no excederá del 70 por 100.

Y claro, Monstruita, al final de la clase, se quedaba congelada con una tiritona que daba lástima. Pero lo hemos arreglado, señores y señoras, con este shorty de cuasi-neopreno de Decathlon:
Y mucho mejor, dónde va a parar. Debajo se le pone el pañal con el bañador, y andando. No confundir con este:
que es muy mono, y muy estilo ágataruizdelaprada y todo lo que tú quieras, pero es solo para el sol, así que en el agua no vale para nada (conste que este sigue sin ser un post patrocinado).
Volviendo a lo anterior, agradezco que en las instalaciones municipales de la ciudad de al lado podamos llevar a nadar a bebés desde los 6 meses (en la mía no hasta que tengan 3 años, y pasta que se ahorran), pero me parece que las condiciones del agua en lo que respecta a temperatura dejan muchísimo que desear.
Por lo demás, seguiremos, como dice mi amiga Dori…

Así que sigue nadando cuando el mal te abruma, y buena semana.

Acerca de Monstruua

Madre de dos, esposa de uno. Bloguera, asesora de lactancia y aprendiz de la vida.
Marcar el Enlace permanente.

16 comentarios

  1. Esta semana Vikingazo irá por primera vez a natación, va con su padre…

    A mi me aterra el momento vestuario: ducharte tú, él…vestirnos….¿cómo haces?

  2. Nosotros vamos a llevar al pequeño por primera vez a clase, a ver cómo se le da.

    Enlazo el post en el resumen de blogs de papás y mamás de bebés y más.

    Un saludo

  3. Dale tiempo ya vas a ver que después sera toda una sirenita en el agua, y nadara perfecto, sabes me han dado unas ganas de meter a mi Stef a cursos de nado,creo que le haria bastante bien , aunque me imagino le dara miedo al principio ya que es un poco temeroso. haber como nos va. Gracias por compartir sus avances
    besitos

  4. ¡que bien que lo disfrute y que hayas dado con la forma para que tenga menos frío! Yo queria apuntar a la peque a matronatacion pero entre una cosa y otra me ha sido imposible cuadrar agendas. A ver si de cara a la primavera lo consigo porque me parece genial para ellos, aunque solo sea para familiarizarse con el medio, ir quitando miedos,… Un beso y buen finde!

  5. Cómo avanza la cosa! Monstruita traga agua al 'nadar', porque mete la cabeza a ver qué tal y claro, se la lleva xD En las inmersiones no suele tragar agua, o muy pocas veces.

  6. Eso decía mi madre, que le resultaba increíble que se agarrara al bordillo. Pero es lo primero que te dicen casi al entrar "que se agarren al bordillo". Ahora también quieren que avance por el bordillo con las manos, pero ese es otro cantar 😀

    Besus!

  7. Jajajajajaaa me gusta eso de 'gandulismo extremo'. Monstruita al principio, le daba con brío. Ahora simplemente se entretiene con las bolas de colores o los churros, y se deja llevar 🙂 Pero no hay prisa porque, como dije, mi objetivo es que lo pase bien en el agua y no le tenga miedo.

  8. Bueno, yo pretendo que la natación sea una actividad que continúe también según vaya creciendo. Luego si con 6 años me dice 'mamá, apúntame a escalada que me mola más que la piscina', pues ya veremos. Pero de momento…

  9. Uf, cada niño es un mundo. Hasta que no comprenden que es puro juego el agua, puede que les lleve tiempo.

    De recién nacida, yo le echaba agua por la cabeza a Monstruita siempre que la bañaba, y lo sigo haciendo. Pienso que es lo que menos les puede gustar y, si se acostumbra, mira qué bien.

    Por cierto, prueba a meterlo contigo en la bañera grande y a jugar con él a ver qué tal 🙂

  10. El título lo puse de coña 🙂 Mi objetivo fundamental es que se divierta en el agua y no le tenga miedo 🙂

    Yo aprendí a nadar en mi adolescencia, y me encanta, aunque la pasión no la descubrí hasta hace pocos años.

    El traje de neopreno sí, es un shorty, o sea, con mangas y perneras cortas. No es la única que lo lleva y, oye, ha dejado de tiritar al final de la clase.

  11. Me alegro de que os lo paséis bien!!! Aunque el objetivo tan chiquitines no es que naden (es diversión y como mucho flotación) la verdad es que avanzan rapidisimo!! Guisante ya nada sola con el churro, y sin tragar agua!!! jajajajaja

  12. Oye pues yo que estoy pez en el tema (y nunca mejor dicho juasjuas), me resulta increíble que se agarre solita al bordillo tan pequeña!!!
    Seguro que en nada nada jajaja xD
    Un besote guapa

  13. Bueno, no nadará, pero por lo menos disfruta, jejeje. El mío pasó por una época de gandulismo extremo. Era meternos al agua, y era en plan "vosotros haced lo que queráis, que yo voy a quedarme aquí, flotando tan tranquilo, déjate de saltos, ponerse en pie o chapotear, que eso cansa mucho". Ahora ya se ha activado y no para. Nos lo pasamos genial!

  14. Sigue nadando!! Sigue nadando!! jajaja, mi hija era estupenda, se zambullía, buceaba, y ahora, con 4 le tiene… miedo a mojarse los ojos… Mucha natación de bebé, y ahora es una cagada!!! Pero oye, que mientras disfrutéis!! Es un momento genial para estar juntas y coger confianza.

  15. Jo, que suerte que disfrute tanto. El mío ni con neopreno ni nada, parece que el agua fuese ácido y en cuanto la toca empieza a berrear 🙁

  16. Jajaja pobre Monstruita, no se puede esperar que sea Gemma Mengual con lo peque que es! Que lo pase bien y listos! Yo confieso que no aprendí a nadar hasta que fui mayor de edad…
    El traje de neopreno se lo has comprado en serio??

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *